Inicio / DEPORTES / Sandoval, Reyes y El Arcángel

Sandoval, Reyes y El Arcángel

JOSÉ RAMÓN SANDOVAL / FALTARON IDEAS

Abandonó los tres centrales y el equipo encajó cuatro goles

Le faltan ideas a su equipo, sobre todo en el mediocampo. Esa segunda línea llegó tarde casi siempre, salvo en la primera media hora. Abandonó la línea de cinco atrás (hubiera sido más lógico, quizás, haberlo hecho en León) y el equipo lo notó: cuatro goles encajados y los laterales continuamente desbordados. Demasiado fácil resultó buscarle la espalda a Loureiro y Javi Galán. Álvaro Aguado estuvo bien, pero sólo cuando estuvo en el campo José Antonio Reyes. No es fácil encajarlo todo con las particularidades de esta plantilla, pero no hay más remedio. Fallo generalizado.

JOSÉ ANTONIO REYES / REACTIVÓ AL EQUIPO

Su entrada al campo la notó el Córdoba y Álvaro Aguado

Ver a Reyes en el banquillo de inicio dejaba a más de uno un gesto de incomprensión. Lo cierto es que Sandoval sólo hace coincidir al utrerano y a Aguado en los últimos compases de algunos encuentros. Quizás haya que plantearse que arranquen los dos de inicio, posiblemente, con uno de ellos como falso segundo delantero. En cualquier caso, Reyes se estrenó como goleador blanquiverde con el tanto de penalti que supuso el 2-3 momentáneo en el marcador. Y dejó claro que cuando él está en el campo el equipo transmite otras sensaciones y tiene mucha más llegada.

EL ARCÁNGEL / 15.300 ESPECTADORES

Justo cuando el equipo más se jugaba, acudieron menos

Otro aspecto extraño que dejaba la previa del encuentro, vital para los intereses del Córdoba, fue el número de asistentes a El Arcángel, 15.300, lo que supone la cifra más baja desde que Jesús León llegó a la propiedad de la entidad blanquiverde y activó la promoción de entradas asequibles para los abonados. Por lo tanto, una respuesta incomprensible, cuando no injusta, por parte de la ciudad, ya que además el rival era el líder de la categoría. En cualquier caso, ya en los minutos previos se comprobaba la tensión que había en la grada, demasiado silenciosa, temiéndose lo peor.

también puedes leer

James aplastó a los Celtics

LeBron se metió en otra final de la NBa, su octava consecutiva contando las cuatro …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *